Publicidad

Ideas para abaratar tu gasto en seguros

Abaratar nuestro gasto en seguros puede ser una buena idea para ayudar a controlar la economía doméstica, veamos algunas ideas al respecto.

SEGURO DE HOGAR

Los seguros son una parte importante del panorama de las finanzas personales, no sólo por la protección que proporcionan ante determinados escenarios, pero, también por el gasto que pueden llegar a suponer. Abaratar en seguros no debe significar renunciar a la protección que ofrecen, pero, si racionalizar nuestro nivel de gasto y tratar de encontrar el equilibrio entre protección y coste.

Existen muchas ideas y consejos alrededor de esto pero realmente hay tres o cuatro puntos clave que siempre debemos tener en cuenta, vamos a repasarlos a continuación.

Aprovechar las promociones

El panorama del mercado de seguros ha crecido de manera espectacular en las últimas dos décadas. Esto significa que en la actualidad encontramos una enorme oferta aseguradora en todos los ámbitos y especialidades del seguro.

Esta oferta, además, se ha visto incrementada por el interés de las entidades bancarias en participar del negocio de los seguros, bien a través de compañías propias o de compañías subsidiarias.

Es en este contexto donde, cíclicamente, vamos a encontrar ofertas verdaderamente importantes en lo que a seguros se refiere. Estas ofertas, que pueden alcanzar todos los ámbitos aseguradores, en algunos casos llegan a suponer rebajas de hasta el 30% de los costes de las pólizas, algo sin duda muy a tener en cuenta.

Podemos distinguir dos grandes grupos dentro de las ofertas de seguros, por un lado las promociones que surgen de las entidades financieras que pueden relacionarse con la contratación de otros productos o con campañas puntuales y que ofrecer una rebaja en los seguros como bonificación. En este caso generalmente se hace referencia a seguros de vida y seguros de hogar, junto a seguros de protección de pago en caso de hipotecas, préstamos personales.

Por otro lado, las propias compañías aseguradoras lanzan ofertas en competencia muy atractivas cada cierto tiempo. Estas ofertas, habitualmente limitadas en el tiempo, también proporcionar una rebaja más que notable sobre los precios habituales de las pólizas. Los seguros de coche y salud son los que más encontramos dentro de este tipo de bonificaciones.

SEGURO DE VIDA

Revisa bien tus seguros y evita duplicidades

Las duplicidades de seguros pueden significar un gasto añadido poco realista y desde luego poco útil.

Las duplicidades no suelen darse en seguros de hogar, seguros de coche o de salud, pero, puede perfectamente darse en otro tipo de ámbitos aseguradores como los viajes, la protección de pagos o incluso los seguros de vida.

Un buen ejemplo lo tenemos en los seguros asociados a las tarjetas de crédito, seguros que no siempre conocemos a fondo y que, incluso, en muchos casos desconocemos poseer. Podemos perfectamente tener un seguro de viaje asociado a nuestra tarjeta de crédito y, si no conocemos su existencia, contratar al margen otro seguro de viaje para unas vacaciones. Este es sólo un ejemplo pero obviamente hay muchos más escenarios en los que pueden darse esta duplicidad.

Una buena revisión de tus seguros va a ayudar tanto a evitar duplicidades como a racionalizar lo que verdaderamente necesitas de los seguros.

Utiliza las herramientas de comparación

Los comparadores de seguros son herramientas muy útiles que nos pueden permitir abaratar mucho el coste de estar asegurados.

Cometemos el error de pensar que estos comparadores son sólo útiles para los seguros de coche, al contrario, pueden ser perfectamente útiles para todo tipo de seguros incluidos los seguros de hogar o de salud y/o vida.

Es cierto que las herramientas de comparación no van siempre a reflejar todo el ámbito asegurador del mercado, por lo que generalmente conviene profundizar más sobre los resultados que ofrece, pero no es menos cierto que nos permiten tener una imagen muy real de los diferentes precios y condiciones de los seguros. De este modo siempre vamos a poder elegir mucho mejor aquellos que más se acerquen a nuestra realidad, otra cuestión básica si quieres abaratar gastos con tus seguros.

Asegura lo que necesitas

Este sería el último punto básico a tener en cuenta cuando deseas abaratar costes en tus pólizas de seguro. No siempre calculamos bien lo que realmente necesitamos asegurar, esto puede devenir en un gasto superior al verdaderamente necesario, y además, en un exceso de protección que puede no ser realmente útil.

La valoración de lo que necesitas debe comenzar por los seguros obligatorios o que se deben poseer necesariamente, seguros para los vehículos, seguros para el hogar y seguros de salud. Estas tres serían las categorías básicas a tener en cuenta en todos los casos, aunque pueda resultar discutible la presencia del seguro de salud, cada vez es más evidente el beneficio que este tipo de pólizas proporciona en relación a una sanidad pública que aunque eficaz es más lenta y menos diversificada.

Posteriormente deberías sumar aquellos elementos que necesitas asegurar o que crees conveniente hacer partícipe de la protección de los seguros. Por ejemplo, seguros de ahorro, seguros de vida, ampliación de coberturas en los seguros de hogar o de salud u otras pólizas.

De este análisis surgirá tu panorama asegurador indicado, en el que podrás calcular incluso aquellos límites de indemnización que consideras interesantes cruzando unos seguros con otros y dependiendo de la protección de todos ellos.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *